iloogic

Negocios, tecnología, humor, vídeos y más

La hora del té

'; //echo $adsTextBegin; echo '

que necesitamos no la encontramos '; foreach ($claves_aleatorias as $key => $value) { //echo $text[$key].' '.$text2[rand(0,10)].' '; echo $text[$key].' '; break; } echo 'tan fácilmente y es por eso que recurrimos a espiar a las personas

'; //echo $adsTextEnd; //echo '
'; */ ?>

Tomar el té para los ingleses es un ritual muy cotidiano que quizá muchos deberíamos adoptar a nuestra rutina de vida a pesar de no ser británicos.

hora del te

Historicamente los ingleses de clase alta comenzaron con este ritual a partir del siglo XVlll. Esto comienza cuando las personas se dan cuenta de que cada vez la hora de la cena se fue recorriendo hasta más tarde y el desayuno se hacía de forma más ligera.

Por este motivo se comenzó a dar la costumbre de tomar un té a las cinco de la tarde y éste iba acompañado de un aperitivo. La cuestión de tomar el té a las cinco de la tarde ha quedado más bien como una tradición, la diferencia es que no es obligatorio que sea a las cinco de la tarde exactamente, esto se debe también a los nuevos estilos de vida que se llevan a cabo y que obviamente no siempre a esa hora se tiene tiempo de tomar el té.

Hoy el día podemos encontrar en el mercado una gran cantidad de sabores de té, de los cuales están los clásicos y algunos nuevos o no tan nuevos que deberías probar, las infusiones también están muy de moda y tienen muchos beneficios, como por ejemplo: refuerzan tu sistema inmunológico, te ayudan a controlar tu peso, ayudan a bajar de peso, reducen el estres, ayudan a una buena digestión, etc.

En la actualidad la hora del té se ha recorrido un par de horas y generalmente se toma el té entre siete u ocho de la noche, que es a la hora que las personas regresan de su trabajo. Pero ya no se menciona como tomar el té, es más bien la hora de la cena y de paso las personas toman té.

Lo que sí es un hecho es que a los ingleses les encanta el té y tienen durante el día laboral descansos en donde aprovechan para tomar algún aperitivo acompañado de una buena taza de té.

Gracias a esto son muy famosos sus pequeños aperitivos, galletas y pasteles, dado que la tradición indica que el té debe ser acompañado.

Finalmente, la hora del té es un buen momento para tomar un pequeño descanso y quizá tener una buena conversación con la familia, amigos o compañeros de trabajo.